23.12.06

¿Y si fuera Ella? (Esta mañana me he levantado...)

Llego del concierto de Navidad más desastroso y divertido que soy capaz de recordar, y me encuentro con un correo de los que me envía Blogger, avisándome de un comentario. Resulta ser otra persona más que encuentra este sitio cálido y cómodo.
Debo de haberme dejado la calefacción puesta, porque a mí me da la sensación de que este antro ha perdido mucho con el tiempo. Pero bueno, el cliente siempre tiene la razón.
De hecho, siempre tengo la sensación (o quiero tenerla) de que esto no lo lee nadie.

En fin, al trapo. Lo primero que hago cuando alguien me dice algo así es sonrojarme. Luego, sorprenderme. Luego, ir a la web de la persona irresponsable, y fundírmela para ver qué encuentro. Es decir, ¿qué clase de gente es la que es capaz de leer todo esto y decir que es cálido y cómodo? ¿En qué demonios estaban pensando?

En este caso, lo enigmático del comentario ("¿Sabes? Creo que vivimos a escasos kilómetros") y el nick ("Ella"), me ha producido la imperiosa necesidad de contestarle "¿Y si fueras Ella?". Pero la entrada era de Ismael Serrano y, la verdad, no pegaba. Además, apostaría a que ya está muy trillado (aunque los que me conocen saben que ése es un aspecto que me da lo mismo que lo mismo me da, yavestruz).

Bueno, y me he puesto a leer su blog. Una prosa (y algunos versos) de una calidad inusitada, envidiable, tanto que me ha dado rabia no saber escribir así.

Le estaba escribiendo un comentario en una de las entradas en las que había posteado un antiguo texto suyo. El comentario empezaba así:

Un buen escritor siempre escribe sobre la gran mentira que es su vida. Si consigue maquillarla para que parezca que lo que no ha pasado es cierto, y que lo que pasó ya no está ahí, es que lo ha conseguido.

Leyendo estas historias he recordado las mías propias (que Telefónica se encargó de enviar al limbo de los datos cuando cerró mi web de terra). Me ha dado mucha envidia el estilazo que se gasta la autora (y no suele ser normal encontrarme con alguien que escriba tan bien); me encantaría escribir así, aunque a la vez prefiero mi propio estilo, y me doy cuenta de que nunca seré un buen escritor porque me resulta imposible ser tan cruel hijodeputa con mis propios personajes virtuales.

En ésas andaba cuando he pensado que, en vez de montarle un comentario del tamaño de un blog (la cosa iba para largo, y de todas formas ya uso El Renglón Torcido para eso), ponía toda una entrada dedicada y de paso no ensucio.

Sería interesante poner aquí una lista de la imagen mental que me he hecho de esta persona, sin conocerla absolutamente de nada más que de lo poco (pero bueno) que ha escrito, para que luego ella (Ella) la contrastara con cómo es realmente. Siempre es curioso conocer qué impresión das. Los personajes que utiliza son bastante recurrentes, así como su temática. Dejando vagar libremente la imaginación, y sin importarme lo más mínimo mezclar lo que quiere contar con quién es, yo diría que tiene algún tipo de desequilibrio mental clínico (a estas alturas tampoco tiene nada de raro, todo el mundo está mal de la chaveta), que es retorcida (casi maquiavélica), si no en su comportamiento con otras personas, sí en sus pensamientos, que no tiene reparos en decir lo que piensa, pero que piensa mucho más de lo que dice. Los pensamientos también son menos profundos de lo que querría; es pragmática, le da las vueltas justitas y necesarias a la vida, suficientes para llenar con su mundo imaginativo las carencias de su vida real. Le gusta House, así que tiene buen gusto, y de sus textos se desprende que, si no es algo ligera de cascos, tampoco está atada a ningún tabú social sobre el tema. Es una enamorada del amor, voluble, inconsistente a veces, atrapada por sus propios fantasmas. Parte de su encanto está en su misterio, en su apariencia abatida e imbatible. Ah, y lo que es más importante, la ropa interior que lleva es lila con algunos motivos blancos.

Espero que nadie se tome en serio todo lo de antes. He proyectado en esa descripción tanto la forma de ser que le imagino, como la forma de ser que me gustaría que tuviera, o mi propia forma de ser. Excepto lo de la ropa interior, claro.

Quizá algún día de estos me anime a ir subiendo mis antiguos relatitos, los de la página web, por aquello de tenerlos en alguna parte. Mientras tanto, me seguiré preguntando si no será Ella (incluso el título de su blog, "A veces ocurre", se parece a cierto mantra de este lugar), sin ningún afán de resultar una de esas moscas babosas que tanto le disgustan a Fabrizio.

En fin, que no os perdáis su blog.

11 comentarios:

Mars Attacks dijo...

"Este antro ha perdido mucho con el tiempo". Cosas de la entropía. Antro+entropía=antropía.

Ponme otro doble, por favor.

Algernon dijo...

¿Mosca babosa? xDDD

Por cierto: Error 404 :O

Mars Attacks dijo...

Si no fuera porque hay un comentario en el hilo anterior, pensaría que ha sido una alucinación :)
El blog estaba ahí ayer. Espero que no lo haya borrado por mi culpa, ni nada por el estilo :S

Programming Ape dijo...

¿Blog fantasma? ¿Blog tímido?

Feliz Navidad que no se si te lo llegué a decir en Castellón.

Mars Attacks dijo...

Nunca lo sabremos. A menos que me envíe un correo y me lo cuente, claro :)

Feliz Navidul. No sé si me lo llegaste a decir, pero lo mismo da. Me encantó reencontrarme contigo :D

Anónimo dijo...

Mi blog tiene tendencias suicidas y me juega malas pasadas... En fin, que he vuelto y ya está arreglado. Gracias por los comentarios, por el texto dedicado y por leerme de un trago y sin respirar.

Mars Attacks dijo...

¡Biennnnnnnnnn!

Manuel Astur dijo...

miedo me das, qué capacidad de análisis, sin duda ella es ligera de cascos :-D
Por qué será que siempre que nos gusta como escribe alguna chica nos la imaginamos guapa y un poco ligera de cascos??

Mars Attacks dijo...

Yo no me la imaginaba guapa ni ligera de cascos. Me la imaginaba (y lo sigo haciendo) inquieta, atormentada y directa. El resto me resulta secundario.

Ella dijo...

Qué curioso todo... Yo te doy miedo a ti, y tú le das miedo a Manuel Astur!
Para no quedarme atrás y ser coherente con esta lógica triangular, no me queda más remedio que decir: Manuel, me asustas. Mucho, además. Es que joder, eres bueno. Preocupantemente bueno. Por textos como los tuyos da gusto leer blogs.

Mars Attacks dijo...

Oye, a babear por otros en el blog de otros, ¿eh? Aquí sólo se babea por mí =P

Algernon, la portada no es mía. La vi por los internetes, y tuve esa sensación de "tú serás mi bab... portada".

Sobre los miedos, percibo mucho miedo en este foro, jóvenes padawans...